Foro

Please or Registro to create posts and topics.

El hombre, y sus ramificaciones en el mapa del mundo.

El hombre es un sujeto de Derecho, que gusta de la honradez.

Prefiere hacer los deberes, para sostener sus Derechos.

Diseminarse por el mapa del mundo, sugiere redondez, a lo grande.

Del pipo o botijo, pasamos al ánfora, vasija o tinaja.

O sea, del macho alfa, llegamos hasta la hembra omega.

Recorriendo todo el alfabeto griego, en pos del matrimonio, que es oficio de madre.

Que a su vez, se deleita en el patrimonio, u oficio de padre.

Matrimonio y patrimonio, son denominaciones acuñadas en la antigua Roma.

Igualmente, del trompo, a la peonza; de la canica china, al bolón de mármol.

De la bicicleta, a la bicicleta de montaña. O del piso, en un apartamento, a la casa solariega.

Feminismo quiere decir llegar hasta las últimas consecuencias, de un mayor espacio.

 

 

Dado que, según Jacinto Benavente, es más fácil ser genial, que tener sentido común.

Pero en ese sentido común, está el engrandecimiento, merced a que la humildad es verdadera grandeza ( según el Mesías ), pero a su vez, ser humilde, es apocarse uno, voluntariamente, como sugirió Francisco de Quevedo y Villegas. Surge la paradoja: ¿ Cómo, si me hago poca cosa, podré engrandecerme ? Por el principio de exclusión de Pauli. Dado que dos fermiones ( por ejemplo, dos electrones ), que tengan los mismos números cuánticos, no pueden permanecer más de un instante, en el mismo sistema cuántico. Y eso, a escala humana, implica que si un forastero llega a un poblado, donde habita gente muy similar a él, o bien se queda y disfruta de parecerse mucho a ellos, o si no, será repelido de inmediato, como sucede en el encuentro entre imanes, que todos ellos ofrecen su cara Norte.

 

Es inversamente proporcional. A mayor humildad, menor afán de protagonismo, con lo cuál, mayor tendencia a personaje secundario, guionista de cine, encargado de la iluminación, de la fotografía, o del vestuario. Así, ser genial significa la fascinación del protagonista, y su evolución, a lo largo del cortometraje, o en su caso, largometraje. Pues debe aprender algo nuevo, para que el respetable público, se sienta conmovido. Pero tener sentido común, ya implica el cuidado de una madre, hacia sus hijos. Y esa madre, está detrás de las cámaras. De algún modo, el guionista de cine parió a todos los personajes, uno a uno, y les da cabida en su escenario. Así, incluso el director de cine, o el compositor de una banda sonora, se retiran, modestamente, pero eso les otorga nobleza suficiente, como para disfrutar.

 

Que es, en definitiva, el quid de la cuestión.

¿ Ser, o no ser ? He ahí la cuestión. Diría William Shakespeare.

O sea, ¿ Hacer, o no hacer ? A la manera de Sócrates.

¿ Soñar, o no soñar ? Si nos trasladamos a Walt Diney.

¿ Dibujar, o no dibujar ? Finalizamos con Francisco Ibáñez.

Porque el autor de los cómic sobre Mortadelo y Filemón, está satisfecho con ese oficio, y piensa, en definitiva, que dibujar es una gozada.

 

En resumen:

 

---> Francisco Ibáñez, pocas veces sale reflejado en sus historietas. De igual modo, Alfred Hitchcock, solía hacer algún cameo ( aparecer ante las cámaras, como un peatón o caminante ), mas no transcendía en la historia narrada. Y eso es humildad, porque protagonista es el Otro. Ahí está presente, el altruismo de marras. La generosidad. La Misericordia. Que en el Apartamento, que es una película dirigida por Billy Wilder, Jack Lemmon acarree con todo el peso de la marcha hacia el Status Quo de Mensch ( o persona de integridad y honor ), es síntoma de que Billy se despersonalizó, se desapasionó, y salió afuera de su Yo, para contemplar y admirar, la Obra ajena. En este caso, la obra de Jack Lemmon, y su evolución personal, hacia el porte señorial, y el Respeto a sí mismo. <---

WhatsApp chat